Noticias Destacadas
Inicio / Deportes / Funeral de luchador mexicano, entre críticas por su deceso

Funeral de luchador mexicano, entre críticas por su deceso

luchador muerto en el ring

MÉXICO. -Los funerales del hijo de una leyenda de la lucha en México se realizaron el domingo, en medio de dudas sobre la causa de su muerte y críticas hacia la atención que recibió en el cuadrilátero dos días antes, durante la contienda en la que perdió la vida.

Pedro Aguayo Ramírez, conocido como el Hijo del Perro Aguayo, cayó inconsciente sobre las cuerdas, aparentemente tras recibir una patada voladora de Óscar Gutiérrez, conocido como Rey Mysterio Jr., de acuerdo con un video de la lucha que se realizó en el auditorio municipal de Tijuana, ciudad fronteriza con Estados Unidos.

La lucha continuó por casi dos minutos antes de que el réferi y los otros luchadores se dieran cuenta de la gravedad de la lesión de Aguayo y fueran a asistirlo. Aguayo, de 35 años, fue llevado al hospital a una calle de distancia, donde falleció alrededor de la 1:30 a.m., de acuerdo con Raúl Gutiérrez, vocero de la procuraduría del estado de Baja California, donde se encuentra Tijuana.

“Si ustedes ven el video, se ve que cuando Pedro se recarga en las cuerdas ya estaba inconsciente, no tenía coordinación, no respondía a estímulos verbales, no tenía los ojos abiertos, en el video se ve como si la garganta está apoyada en las cuerdas, de ahí concluyo que el percance fue anterior”, dijo el médico Mario García, amigo de los familiares del luchador, en una rueda de prensa durante los velatorios en la ciudad centro-occidental de Guadalajara.

“Cuando empieza su desvanecimiento, es cuando sale del ring y regresa. Pueden ver sus piernas y ya no las coordinaba y recibe la atención médica a los dos minutos. No es tanto el tiempo como se ha manejado”, agregó García.

A pesar que la lucha continuó mientras Aguayo colgaba inconsciente de las cuerdas, el presidente de la Comisión de Box y Lucha de Tijuana, Juan Carlos Pelayo, señaló que algunas personas acudieron de inmediato a revisar su condición. Dijo que el médico a cargo no estaba al lado del cuadrilátero debido a que estaba atendiendo a otro luchador lastimado, pero los paramédicos y un doctor que se encontraba entre los asistentes sí auxiliaron pronto a Aguayo.

“Yo no quisiera hablar de negligencia, porque no estuve ahí. Hablo de lo que me consta y es lo que se puede ver en los vídeos, hablar de negligencia es muy aventurado, todos lo que están en la lucha libre saben que el riesgo de muerte”, añadió el médico familiar. “Hay otros más que han caído… la vida está llena de accidentes imponderables que no los podemos controlar”.

Tras el fallecimiento, la procuraduría estatal informó que la causa de la muerte fue un traumatismo al cuello y fractura cervical, y se ha iniciado una investigación sobre un posible homicidio imprudencial.

A partir del lunes se solicitarán “los dictámenes médicos de los doctores que le atendieron y las declaraciones de los testigos” de los hechos, indicó el domingo Gutiérrez, el vocero de la fiscalía estatal.

Gutiérrez dijo a AP que no hay ningún tipo de orden de detención contra el otro luchador aunque no descartó que se le pueda solicitar que rinda declaración como testigo.

Para el Hijo del Santo, quien heredó el nombre del luchador más famoso en la historia de México, la lesión pudo ocurrir antes del desenlace fatal.

“Es difícil saber el momento exacto, pero yo veo dos posibilidades. Una que no se ha mencionado mucho es que pudo haberse lesionado al golpearse con las cuerdas. Recordemos que están hechas de acero y en algunos rings la tensión puede ser mucha y un golpe ahí puede dañarte severamente”, opinó el luchador en entrevista con The Associated Press.

“Lo otro, es que yo sabía que él ya tenía lesionadas las cervicales y seguía luchando así. Quizá en el momento que sale del ring se lesiona al caer y ya al subir no era el mismo, como todos pudimos ver”, agregó el Hijo del Santo, quien era el padrino de primera comunión de Aguayo.

Aguayo, de 35 años, había luchado por dos décadas. Su padre, Pedro “Perro” Aguayo, está retirado y es miembro del salón de la fama de la lucha mexicana

El menor de los Aguayo también era famoso y lideraba un grupo de luchadores llamado “Los Perros del Mal”. Ganó varios campeonatos, incluyendo el nacional de parejas al lado de su padre; el título nacional de peso completo, y el cetro de tercias del Consejo Mundial de Lucha Libre.

A la misa de honras fúnebres acudió su padre, pero no dio declaraciones a los medios de comunicación. La madre del luchador, Luz Ramírez, salió a dar un mensaje sin aceptar preguntas.

“Nosotros, como familiares de Pedro, queremos agradecerle a todos ustedes el cariño y respeto que siempre le demostraron a Pedro, entenderán que no estamos en condición de hacer ninguna declaración al respecto por la muerte de Pedro”, dijo la madre del ex luchador.

México es reconocido por sus coloridos personajes y disfraces en la lucha profesional, conocida popularmente como lucha libre, donde los peleadores realizan vistosas y atrevidas maniobras aéreas dentro y fuera del ring.

por Calos Rodriguez/AP.

Acerca de Hector Solis

Deja un comentario